¿Cómo hacer para no roncar mientras duermo?

¿Tu pareja ha protestado porque no le dejas dormir? Seguro que en más de una ocasión te has preguntado: ¿cómo hacer para no roncar mientras duermo? Y es que no son solo las molestias, si no, especialmente, las consecuencias que tiene sobre tu salud roncar con frecuencia.  

Estos sonidos se producen cuando existe una obstrucción al respirar en el flujo de aire que pasa de manera natural entre la parte trasera de la boca y la nariz. En esta zona se encuentran varios componentes de nuestro aparato respiratorio: la lengua, la parte superior de la garganta, el paladar blando y la campanilla. Si estas estructuras chocan unas contra otras, producen una vibración cuyo efecto es el ronquido.

Esta fricción puede estar causada por varios factores:

  • Tono muscular pobre en los músculos de la garganta o la lengua.
  • Unas dimensiones excesivas del paladar blando o la campanilla.
  • Un excesivo desarrollo de los tejidos de la garganta.
  • Obstrucción en las vías respiratorias nasales.

¿En qué se ve afectada la vida de una persona que ronca?

Dependiendo de la intensidad del ronquido, puede molestar e irritar a las personas que conviven con nosotros: parejas, compañeros en un viaje de trabajo, vecinos de planta… A nadie le sienta bien estar despierto toda la noche cuando su deseo es caer en brazos de Morfeo.

¿Y qué sucede desde el punto de vista médico? El ronquido modifica los patrones de sueño y evita que se produzca un descanso reparador. Además, las personas que roncan suelen tener una tensión arterial más elevada a una edad más temprana.

Cuando el ronquido es muy intenso y viene acompañado de frecuentes episodios de cese de respiración se conoce como apnea obstructiva del sueño (AOS), una situación que exige un riguroso control y seguimiento por parte del especialista.  

¿Los ronquidos se pueden curar?

Pese a que no existe una cura per se, sí que existen remedios o acciones que pueden ser de gran ayuda.

  • En el caso de los adultos que roncan, pero no de una manera excesiva, es recomendable evitar la vida sedentaria. El ejercicio diario mejorará el tono muscular de su cuerpo y, además, podrán llegar a perder peso, lo que, en conjunto, llevará a disminuir los ronquidos.
  • Conviene también evitar la ingesta de ciertos medicamentos antes de acostarse, como tranquilizantes, pastillas para dormir o antihistamínicos.
  • Otra de las recomendaciones es no consumir bebidas alcohólicas un mínimo de 3 horas antes de meterse en la cama.
  • Se aconseja, asimismo, evitar el cansancio excesivo y mantener unos patrones de sueño regulares durante toda la semana.

En cuando a la postura a la hora de dormir, es preferible dormir de costado y, para ello, es de gran ayuda el dispositivo ESUN, un nuevo sistema antirronquidos desarrollado por AvanFarma, la División de Farmacia de Acuña y Fombona, una de las empresas líderes en el sector de la distribución médico-quirúrgica en nuestro país.

El sistema consigue que cambiemos nuestra postura en la cama cuando empezamos a roncar de una manera segura, eficaz, silenciosa y no invasiva.

ESUN se compone de una colchoneta, sin componentes eléctricos, que cuenta con dos cámaras de aire y sobre la que podemos echarnos. La colchoneta se infla y desinfla gracias al detector de ronquidos que se encuentra en la caja de control que une un tubo de aire de silicona a la colchoneta. Gracias a su innovador diseño, consigue que el usuario cambie de postura, reduciendo notablemente los ronquidos.

El proceso puede durar 20 minutos y el movimiento es tan imperceptible que el usuario no lo notará.

ESUN resulta muy cómodo de manejar ya que incluye una aplicación móvil, compatible con dispositivos iOS 7.0+ y Android 4.1+, que permite llevar un control y seguimiento diario de nuestros ronquidos o de los de nuestra pareja.

Ya está a la venta en farmacias, pero también se puede adquirir a través de la tienda online: www.esun.es.

Importancia de los exámenes médicos

Aquellas personas que ronquen con gran intensidad y frecuencia deberán someterse a un examen médico en el que revisen su aparato respiratorio. La nariz, la boca, el paladar, la garganta o el cuello son partes del cuerpo que hay que evaluar en caso de ronquidos intensos. Se recomienda la visita a un laboratorio del sueño para que los especialistas determinen la trascendencia del trastorno y los efectos que puede tener sobre el paciente.

Cobra especial relevancia en el caso de los niños, ya que los ronquidos pueden ser sintomáticos de cuadros más complejos como amigdalitis o vegetaciones.

Este sitio web utiliza cookies para una mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies